Blog

Te propongo un momento de reunión para que hablemos un mismo idioma: el del amor.
Nuestros hijos e hijas son el fruto del amor, y por ende su manifestación. Nuestra vida, luego de su nacimiento, se encuentra transformada para siempre.
Este en un momento para compartir, reflexionar y disfrutar en unión.

Desde el Grupo de Apoyo en el Puerperio y Lactancia “Mujeres en la Luna”, creado con el fin de promover un espacio en San Clemente del Tuyú para promover la lactancia materna y la crianza respetuosa, fomentando el diálogo y el compartir entre mujeres puérperas, abro las puertas a una propuesta más abarcativa, con la colaboración especial del profesor Raúl Ditarcio: la proyección del primer capítulo de la serie “El poder de la Mujer para cambiar el mundo”.

Este capítulo se denomina “Fusión Emocional” y, como todo el documental, cuenta con la vasta experiencia de la Psicoterapeuta y Escritora Laura Gutman, a quien cito a continuación:

“Las mujeres, si nos animamos a transitar plenamente el puerperio, tenemos una oportunidad única de crecer emocionalmente; de ganar en intuición, en inteligencia emocional, en lucidez. No hay otra oportunidad como ésa de generar tal transformación, si podemos replegarnos un poco del mundo.”

Madre e Hijo son una Unidad. Poder asimilar y sentir el fenómeno de Fusión Emocional es una premisa básica para desarrollar una crianza consciente, respetuosa y amorosa. Paralelamente,  el gran desafío será  no  delegar en el hijo la responsabilidad de nuestros propios actos e historias emocionales.

Te invito a sumarte a esta reunión, en la cual, por primera vez, abrimos nuestro Grupo a los varones, para que ellos tambien vibren su “luna” (sus emociones, su sensibilidad, intuición, capacidad nutricional…) y juntxs aprendamos a complementarnos y a madurar integralmente como individuos y como padres. También a mujeres y parejas en periodo de gestación.

Invitá, compartí y difundí este evento, para contribuir a resonar en Amor y Respeto.

Natalia Ríos

Miércoles 30 de Marzo, 15.30 hs
En Conciencia del Tuyú
San Clemente

Colaboración Voluntaria

Deja un comentario